Cuando rechazar un ascenso laboral

La palabra clave a considerar en estos casos es la de empleabilidad, si ese ascenso aumenta la misma ¡Adelante!, Sino…: Mejor no aceptarlo…. Si esto últimó no es posible, aceptar, pero buscarse otro trabajo lo mas rápidamente posible… Hay ascensos envenenados…

Existen varios tipos de ascensos:

  • Los de “Progreso lateral”
  • Los que parece lo son y te llevan a una vía muerta
  • Los que te llevan a un fracaso por pedirte cosas imposibles o para las que no te dan los recursos necesarios…

Muchos no llevan aparejado ni salario mayor ni reconocimiento real.

interview thinking business man & woman in office

Ante un ascenso hay que saber si la propuesta viene como consecuencia de una práctica estadísticamente exitosa por nuestra parte, en cuyo caso es lo que habíamos buscado, y rechazarlo sería perder una oportunidad que no suele volver, o bien no queríamos exactamente ese puesto que nos proponen, pero el mismo sí es una posición que nos acerca a nuestro objetivo final, en cuyo caso también debemos aceptar, o por el contrario es algo inesperado, poco consistente en relación con nuestro saber, experiencia y tiempo dedicado a la profesión, lo que nos debe hacer dudar cuando menos, pues hay ascensos que se ofrecen porque no se tiene a nadie mas adecuado para el puesto en ese momento y la urgencia obliga a intenta probar y ver si se da la suerte…

La tentación de aceptar, junto a la satisfacción del ego, y el saberse con mayor remuneración, hacen perder la cabeza a más de uno, pero la regla debe ser la de la empleabilidad.


Si no estamos suficientemente preparados, y para esto no siempre los estudios de grado y postgrado son suficientes, podemos encontrarnos que acumulemos error tras error lo cual, unido a la aparición, dentro o fuera de la organización, de la persona adecuada, en muchas ocasiones a menor coste, dará con nuestra persona en el instituto de mediación laboral más próximo con la carta de despido, (“improcedente” por supuesto…), en el bolsillo…

Y entonces viene como justificar, en el currículum de cada uno esa salida o los continuos “zig-zag” que tienen muchos profesionales. Errores de aceptar ascensos se han visto de lo más curiosos: hay gerentes de sistemas que sólo han tenido uno o dos puestos anteriores a ese y menos de cuatro años de vida profesional y que tras su fracaso luego se ofrecen como líderes de proyectos, que es lo que eran antes o serían ahora, en una carrera profesional lógica. No quiero decir que no puedan llegar a serlo sino que lo han hecho a destiempo y sin preparación.

Otra cuestión en los ascensos es la necesaria humildad con uno mismo para saber de las propias limitaciones y no incurrir en lo que comúnmente se llama el “principio de Peter” que lleva a que uno alcance lugares inadecuados sin servir para ello o tener cualidades para el mismo.

La cuestión familiar y personal también entra en la consideración del aceptar o no un ascenso, pero inteligentemente, con ello quiero decir que la vida en pareja o la educación de los hijos, debe de verse dentro de ese contexto de empleabilidad. El que los dos de la pareja trabajen hay que verlo hoy como algo normal y por ello en ocasiones uno deberá ceder en aras del progreso del otro.

El encontrar un trabajo en otra ciudad, región o país para el otro miembro de la pareja, si eso va unido a un ascenso y a un progreso personal y profesional de la otra persona, no debe ser óbice para que la misma lo rechace, por esas razones profesionales de la situación del otro u otra, máxime cuando internet te permite ver el mercado laboral en ese nuevo destino y disponer de ofertas en esa nueva ubicación de modo inmediato y con respuestas casi instantáneas.

Muchos rechazan un ascenso porque les supone aceptar una movilidad geográfica que no les gusta, pero eso casi siempre lleva a una minoración de las posibilidades de promoción y mucho de la empleabilidad, es verdad que la flexibilidad que hoy en día exige la vida económica puede afectar a muchas de las relaciones familiares y sociales tal y como hoy las conocemos.

Anuncios

10 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Anónimo dice:

    cuales son los tipos de ascensos?

  2. SERGIO dice:

    Muy interesante el tema y la participación de todos. Mi caso es similar, cuento con dos ingenierías (Computación e Industrial) La primera me ha permitido involucrarme en una empresa de sistemas y la segunda moverme gerencialmente.

    El problema que tengo frente a un ascenso tiene que ver con la desconfianza de las dirección, de crecer a un gerente y después perderlo por no poder pagar lo que sienten que solicitará.

    Los ascenso que me ofrecen requiere un mayor compromiso con la empresa, que no resulta rentable con la paga que ofrecen.

    Estoy pensando en rechazar la promoción y disminuir mis responsabilidades, pero buscando una oportunidad de empleo en donde pueda crecer y cobrar lo justo por las responsabilidades que adquiera.

  3. mauricio dice:

    estoy estudiando para sacar mi tercer título, he trabajado en IT por ma sde 25 años, y tengo mis logros, pero he levantado en 2 ocasiones empresas y no las he podido administrar bien. Ahora de independiente, analizo los errores y pienso que no es solo estudio, sino “algo más” que lo tienes o no lo tienes. No es falta de contactos, tengo quizá los mejores, ni de oporttunidades, me faltaba gente para trabajar. Simplemente no supe administrar bien, a pesar de ser un experimentado técnico. (modestia aparte)

    1. Anónimo dice:

      LEGASTE A TU GRADO DE INCOMPETENCIA MI QUERIDO AMIGO

  4. Gustavo Blanco dice:

    Da gusto ver el nivel de comentarios en este post. Totalmente de acuerdo con “duke nuken”.

  5. duke nukem dice:

    Es interesante el tema, me siento identificado con el tipico punto del “pedirte cosas imposibles o para las que no te dan los recursos necesarios”. Creo que esto esta muy relacionado con la capacitacion, y en el caso de capacitacion gerencial (digo, a medida que uno asciende) a mi entender las empresas estan muy atrasadas, o “achanchadas” diria yo. No le dan la importancia que eso merece, o el esfuerzo de capacitacion no esta bien distribuido (algunos con alta capacitacion, y el resto a como te criaste)

  6. Daniel Sachi dice:

    Creo que el “ascenso” solo es aquel que uno ve como tal, es decir, aquel en el cual se mejora una o más variables relacionadas a nuestro trabajo y además, para nosotros esa mejora es importante.

    Muchas veces se puede aceptar un mejor puesto sin una mejor retribución, porque en realidad ese nuevo puesto nos da una posibilidad de capacitarnos o un nuevo desafío, o una mejor calidad de vida laboral.

    También hay “ascensos” cuando uno está en una Pyme y se va a hacer el mismo trabajo a una multinacional o una nacional grande.

    En fin, creo que es muchas veces un tema subjetivo que ni siquiera pueden medir los consultores de recursos humanos dada la diversidad de empresas, ambientes laborales y distintas definiciones para el mismo puesto nominal.

    Como en todo, la razón es importante, pero escuchemos también lo que nos dice el corazón. Muchas más veces de lo que uno piensa está en lo cierto.

  7. ruben minond dice:

    La carrera laboral de esta epoca es diferente de la de hace 15 o mas años.

    Antes, progresabas por antiguedad en muchos casos, siempre en ascenso o a lo sumo te quedabas en el mismo puesto. era comun estar toda la vida en una misma empresa y sino lo saben, era frecuente ver que los puestos se heredaban de padre a hijo, tu papa trabajaba en entel (empresa de telefonos estatal) y vos entrabas ahi tambien.

    Hoy no es asi, podes estar abajo, mañana arriba y luego volver a bajar. Lideras mañana te lideran, hoy estas con trabajo, mañana sin, trabajas para un proyecto aqui, mañana para otro del exterior.

  8. Freelance dice:

    Recuerdo un ascenso donde me aumentaron (migajas) a los 6 meses despues de asignarme la posicion, y recuerdo que tenia que liderar un grupo de 15 que les pagaban nada y mi poder de decision era limitado.

    Conclusion?: sos jefe cuando les conviene y no lo sos cuando les conviene. tenes mayor responsabilidad, tenes que liderar un grupo que muchas veces no podes elejir, te lo imponen. para eso te especializas, cobras mas y tenes menos responsabilidad por no lidiar con gente a cargo.

    Estoy 100% de acuerdo con la nota. La empleabilidad es lo mas importante. y no dudar en cambiar cuando esta se ve afectada.

  9. Christian dice:

    Desgraciadamente yo lo veo mucho, gente que por su habilidad tecnica es promovida a puestos donde se involucra manejo de gente, de tiempos etc. Me parece que son cosas muy diferentes, el hecho de que uno sea un excelente programador o tecnico, no quiere decir que uno pueda ser un excelente manager. Yo creo que definitivamente estos puestos requieren de preparacion tambien, y no es algo que viene con la practica de estar solamente sentado frente a una computadora. Esto es algo que veo en las empresas, y realmente me resulta muy molesto, ya que muchas veces el ambiente de laburo que se genera en base a esto, puede empeorarse.

Dejanos un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s