Pasos para construir una buena reputación online

Un primer paso para construir una buena reputación en la red pasa por asegurar un buen currículum vitae con el que captar el interés del reclutador. Los modelos y plantillas para crear tu curriculum vitae pueden servirte de guía para presentar de una forma correcta y adecuada tu experiencia profesional, tu nivel académico y tus conocimientos aplicables a un trabajo (cursos de idiomas, ofimática, etc.). Disponer de un currículum vitae adecuado llamativo hará que el reclutador indague más sobre ti a través de Internet.

reputacion online personal

La construcción de la reputación en la red exige un primer ejercicio de introspección. Toda marca personal debe tener unos principios en los cuales giran el resto de elementos, unos valores que deben estar en consonancia a las exigencias de su profesión. La marca personal debe ser honesta y creíble, con unos valores positivos que destaquen en nuestras actuaciones online y dirigido a un público específico. Asimismo, se permite la disconformidad, pero siempre desde el respeto a los demás y a lo diferente.

En relación a este punto, es necesario diseñar una identidad común en todos los espacios de Internet en los que tenemos presencia. No se trata de crear un alter ego “prefabricado”, sino dar nuestra mejor imagen de cara a los medios digitales. Entre otras cosas, es necesario elegir una imagen común, mantener un estilo y tono uniforme en todos los espacios, o definir qué aspectos de nuestra vida mostrar frente a una audiencia desconocida. Otros aspectos a meditar son equivalentes al del marketing de un producto: fondos, logotipo o colores corporativos de nuestra marca personal con el objetivo de diferenciarnos del resto de candidatos.

La visibilidad de nuestro perfil online ha de ser fácilmente accesible para los reclutadores y adecuada al tipo de profesión en el que nos dedicamos. Las redes sociales pueden ser un aliado o la peor de nuestras pesadillas por ello debemos decidir en qué redes queremos tener presencia pública y qué páginas serán de uso exclusivo personal y por ende, totalmente privadas. Las redes más habituales para mostrar nuestro perfil profesional son LinkedIn (buscando diferenciarnos), Twitter (siendo activos y creativos) y Google+ (inserción de foto de autor).

Asimismo, en algunos trabajos puede ser necesario y positivo disponer de un blog personal con el que darte a conocer como profesional. El diseño de este espacio debe ser acorde a tus principios y el estilo del resto de perfiles online para concentrar en él tu marca personal. Disponer de este espacio exige una actualización constante, incorporar contenidos propios y enlazar con artículos de fuentes ajenas para ofrecer a tu público objetivo. Como diferenciador del resto de competidores, puedes elaborar un vídeo de presentación, pero sólo es recomendable si aspiras a trabajar de cara al público o en empleos donde debas hablar ante audiencias.

La estrategia que debes seguir para publicitar tus espacios en las redes no debe ser invasivo, ya que los molestos mensajes publicitarios no son la mejor forma de atraer a un gran público hacia ti. Los expertos de Marketing proponen la técnica del ‘Inbound Marketing’, cuya principal característica es la generación de contenidos interesantes que generen emociones y atraigan al público objetivo hacia nuestras sites. Para ello, es necesario ganarse a la audiencia con una línea editorial acorde, elección de temas, palabras clave y optimizar la divulgación de nuestros contenidos por otras plataformas para ganar en notoriedad e influencia.

Ten en cuenta que la creación de una marca personal en la red no es un sprint sino una carrera de fondo que debemos trabajar cada día. Las actualizaciones de nuestros perfiles en redes sociales y la creación de contenido online en el blog personal debe realizarse con regularidad, para construir poco a poco la imagen online que queremos dar. Asimismo, no tengas miedo a experimentar, fallar y corregir porque así podrás encontrar aquellos contenidos y técnicas que te acercan a tu audiencia y responden de acuerdo a tus intenciones.

Por último, de forma paralela a la creación de nuestra marca personal es necesario valorar aspectos como la reputación online de nuestro perfil común. No es un aspecto que podamos controlar al 100% pero nos permite saber la evolución de nuestra marca personal, nuestra influencia en el campo profesional y la reputación de nuestros contenidos. Ligado a este aspecto, es necesario llevar una medición y monitorización de los resultados, haciendo un seguimiento de cada acción online. Para ello existen herramientas como Google Alerts, Reputation XL, Whostalking, BlogLevel o ‘Me on the Web’ que nos permitirán hacer una cuantificación de nuestros resultados en marketing personal online.

Visto en Bloguísimo

Dejanos un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s